SAHNA busca empresas con interés en mejorar la salud de sus empleados

SAHNA busca empresas con interés en mejorar la salud de sus empleados

Un viaje a Guatemala en el verano de 2013 marcó la gestación de SAHNA, un proyecto de salud fundado por los jóvenes egresados del Babson College: René del Castillo y Alex Place. SAHNA (Salud, Agua, Hidratación, Nutrición y Actividad Física) busca promover hábitos saludables dentro de las compañías mexicanas con el fin de mejorar la salud de sus empleados, reducir los costos de salud y generar mayor productividad. Recientemente la start-up con sede en la ciudad de México implementó un proyecto piloto con Grupo Bimbo y está en busca de más empresas con interés en hacerlo.

“Desarrollamos un programa de salud empresarial en el cual promovemos hábitos saludables personalizados”, explica en entrevista del Castillo. “Vamos con trabajadores de empresas,  les hacemos una revisión médica y un cuestionario de salud. Con base en eso les damos una dieta, horario de hidratación y actividad física personalizada”.

El trabajador, continúa del Castillo, puede seguir los horarios y planes personalizados a través de una aplicación móvil llamada weave.io desarrollada por otro socio de la start-up. SAHNA facilita el acceso a las tecnologías de monitoreo a través de una negociación de financiamiento con la empresa. “Los precios son muy accesibles”, añade.

El primer acercamiento con Grupo Bimbo ocurrió en noviembre de 2013 a través de la Confederación de Trabajadores de México (CTM), el sindicato que representa a los trabajadores de la compañía panificadora.

“Contrario a todo lo que se dice de los sindicatos, en el ambiente de la salud ellos fueron los primeros que nos apoyaron y abrieron las puertas con Bimbo”, reconoce del Castillo. “La relación se dio por contactos personales, pero nos quedó perfecto porque al final de cuentas queremos impactar a la gente”.

SAHNA inició operaciones en agosto de 2014. Hasta el momento, 50 trabajadores de Grupo Bimbo se han inscrito al programa piloto y se han logrado resultados de un promedio de pérdida de peso de 1.3 kgs y un promedio de reducción de cintura de 4 cms en tres meses. Para 2015, la start-up estima que el número crezca a 500 empleados.

EL VALOR DE LA SALUD

Del Castillo cuenta que la idea surgió después de que Place, su compañero del mismo edificio en el Babson College, lo invitara a Guatemala para visitar la empresa de energía solar Quetsol.

“En el viaje nos dimos cuenta cómo la gente apreciaba mucho el agua. A pesar de tener tierra sucia, la apreciaba como si fuera oro”, relata. “Nos dio coraje pensar que en nuestros países de origen –México y Estados Unidos– estemos acostumbrados a reemplazarla con bebidas azucaradas cuando el agua en sí es lo más preciado que tenemos”.

Enseguida, Place y del Castillo decidieron crear una empresa que le devolviera el valor al agua; no obstante, al momento de conectar todo, cuenta del Castillo, supieron que estaban ante una problemática más grande y compleja: la salud.

De acuerdo con un estudio de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés), México ocupa el primer lugar en la lista de países con mayor obesidad en el mundo. El reporte publicado en julio del 2013 señala que casi una tercera parte de la población mexicana es obesa.

El propósito de la empresa, dice del Castillo, es crear una cultura de salud en el trabajo más que sólo una dieta. “Queremos impactar a toda la familia a través del papá”, dice. “Nos enfocamos a la clase obrera que a veces por su capacidad económica y educación no siempre tiene acceso a mejor toma de decisiones en salud”.

Asimismo, SAHNA está en pláticas con la Escuela de Dietética y Nutrición del ISSSTE para la mejora de sus programas. “Las instituciones han recibido muy bien el proyecto”, comparte del Castillo. “El tema de salud es prioridad de todos”.

La empresa tiene inversión propia por parte de familiares y amigos suficiente para los siguientes meses. “Estamos en una etapa que nos buscamos una inversión grande”, detalla del Castillo. “Primero queremos formalizar las operaciones para que pronto podamos expandir el negocio”. Por ahora mantienen pláticas con otras empresas de la CTM para implementar otros proyectos pilotos.

Alex Place y René del Castillo participaron como Young Challengers en la Global Social Business Summit 2014 en México que tomó lugar los días 27 y 28 de noviembre en la Expo Bancomer Santa Fe.

TE RECOMENDAMOS:

La organización Yunus and Youth lanzará en marzo su convocatoria global.

Cemex lanza plataforma para promover negocios sociales

El Global Social Business Summit busca impulsar el emprendimiento social en México

Los premios a emprendedores sociales no son suficientes; se requieren más fondos, dice Ashoka